1/Jn, 5:11-12 Y este es el testimonio: que Dios nos ha dado vida eterna; y esta vida está en su Hijo. El que tiene al Hijo, tiene la vida; el que no tiene al Hijo de Dios no tiene la vida.
A pesar de que 1/Jn, 5:11-12 está escrita para darle a los Cristianos convicción de su salvación, los cuales están basados en el testimonio de la Palabra de Dios, este pasaje bíblico también destaca el punto clave de la salvación.
Y es interesante porque el v. 11 es el hombre dirigiéndose a Dios al decir “que el testimonio es que Dios nos ha dado vida eterna, y esta vida está en Su Hijo”
Y el asunto importante también está en el v. 12 al decir que “Aquel que tiene al Hijo tiene la vida; y aquel que no tiene al Hijo de Dios no tiene la vida.”
Lo que nos da a entender entonces que este pasaje nos enseña dos cosas:

1. Dios nos ha dado vida eterna y esta vida está en Su Hijo Jesucristo.

2. La manera de poseer la vida eterna es poseer al Hijo de Dios

El Problema de
La Separación del Hombre de Dios

Desde el momento en que el hombre peca se crea una separación entre Dios y el hombre, y de acuerdo a Romanos 5:8, Dios a pesar de esto demostró Su amor por nosotros “mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros” este plan de salvación estaba en su hijo, porque dice; “para todo aquel que en él cree no se pierda, mas tenga vida eterna, Jn, 3:16” todo esto se recibió a través de la muerte de Su Hijo.
¿Porque Cristo tuvo que morir por nosotros?
La biblia declara que todos los hombres somos pecadores, y Pecar significa “errar en el blanco” ahora bien, por cuantos todos hemos pecado no podemos alcanzar la Gloria de Dios como dice Ef, 2:9 no por obras para que nadie se gloríe, en otras palabras, nuestro pecado nos separa de Dios quien es perfecta santidad, rectitud y justicia, y Dios debe por lo tanto juzgar al hombre pecador.
Pero otra vez nos vamos a Romanos 5:8 “mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros”
Y Romanos “3:23 dice que por cuanto todos pecaron y están destituidos de la gloria de Dios”
El libro de Habacuc 1:13 dice “muy limpio eres de ojos para ver el mal, ni puedes ver el agravio…”
E Isaías 59:2 también nos dice… “Pero vuestras iniquidades han hecho división entre vosotros y vuestro Dios, y vuestros pecados han hecho ocultar de vosotros su rostro para no oír”
Imaginemos el siguiente puente:
Cuando leemos el cap., 3 del Gn, nos encontramos con la desobediencia del hombre, este quizás se tapó un oído para no escuchar a Dios, pero con el otro escuchar al diablo, (como hacen algunos) aquí se crea la separación entre el hombre y Dios, y el hombre es echado fuera del Edén y no se le permitió entrar más,
Rm, 3:23 dice que “por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios”
Ahora el hombre sufriría una muerte espiritual, “porque la paga del pecado es muerte, más la dadiva (el regalo) de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro, Rm, 6:23” y aunque este versículo se aplica tanto a la muerte espiritual como también a la física, debemos entender que desde el principio Dios hablo fue de una muerte espiritual, pero que la física vendría después, Dios estaba enojado, Dios no quería mirar otra vez al hombre después de esto
Dice Isaías 59:2 “Pero vuestras iniquidades han hecho división entre vosotros y vuestro Dios, y vuestros pecados han hecho ocultar de vosotros su rostro para no oír”
El hombre por su pecado se había separado de la vida eterna para recuperarla tendría que “conocer al único Dios verdadero, Jn, 17:3”

El Problema del hombre es que se quiere acercar por las Obras

La biblia también enseña que ninguna cantidad de bondad humana, esfuerzo humano, moralidad humana, o actividad religiosa puede ganarse la aceptación de Dios o llevar a alguien al Cielo, Ef., 2:9 recuerda que no es por obras… porque el hombre moral, el hombre religioso, y el inmoral y el no-religioso están montados en el mismo bote, todos están caídos de la Gloria de Dios (de la Perfecta Justicia de Dios.) Y en el libro de Rm, 1:18-3:8, y Rm, 3:9-10 después de discutir sobre el hombre inmoral y el hombre moral, y sobre el hombre religioso, el apóstol Pablo aclara que tanto Judíos como Griegos están bajo pecado, y que “no hay justo, ni aun uno” Porque “todos han pecado y han sido destituidos de la Gloria de Dios” Ro. 3:23.
Pero el hombre no quedaría del todo así, Rm, 5:19 dice “porque así como por la desobediencia de un hombre, los muchos fueron constituidos pecadores, así también, por la obediencia de uno, los muchos serán constituidos justos”
Stg, 4:8 dice: “acercaos a Dios y él se acercara a vosotros, pecadores, limpiad las manos y vosotros los de doble ánimo, purificad vuestros corazones”
“Hbr, 11:6 Porque es necesario que el que se acerca a Dios crea que le hay”
En pocas palabras, todo es cuestión de acercarse y creer, Hbr, 10:22 dice “acerquemosno con corazón sincero, en plena certidumbre de fe, purificados los corazones de mala conciencia, y lavados los cuerpos con agua pura”
Ahora bien… cuando cristo muere, el velo del templo se rasgó, lo que significa que la puerta que estaba cerrada se abrió,
Y aquí es donde quiero que me preste atención porque el hecho de que exista una puerta no significa que todo el mundo puede pasar, Jn, 3:16 dice que es para el que cree, y lo digo porque equivocadamente han interpretado Rm, 10:9 “que si confesares con tu boca, que Jesús es el Señor y creyeres en tu corazón que Dios le levanto de los muertos serás salvo”
Y esto es como el carnet para llegar hasta la puerta, pero necesitas el diploma para entrar y ese es, Jn, 17:3 “y esta es la vida eterna, que te conozcan a ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo, a quien has enviado”
Iglesia no es la cantidad de bondad humana que tengas, no es que seas hija o hijo de pastores ni tampoco porque tu abuelita sea cristina desde hace 50 años, se trata de que tu personalmente tienes que conocer a Dios, Rm, 5:8 dice que una vez hemos sido justificados en el tenemos entrada por la fe a su gracia…
La Solución de Dios para el Problema del Hombre
Dios posee una perfecta santidad (cuyo carácter santo nosotros nunca podremos alcanzar por nosotros mismos o por medio de nuestras obras de justicia) sino que Él es también perfecto amor y toda gracia y misericordia, y debido a Su amor y gracia, somos justificados…Romanos 5:8 Pero Dios demuestra Su amor hacia nosotros, en que aunque nosotros éramos pecadores, Cristo murió por nosotros.
Estas son las Buenas Nuevas de la Biblia, el mensaje del evangelio. Es el mensaje del regalo del propio Hijo de Dios quien se hizo hombre y vivió sin pecado, murió en la cruz por nuestro pecado, y fue levantado de la tumba probando así que él es el Hijo de Dios
Y concluyo con esto; 2/Cor, 5:21 dice…al que no conoció pecado, por nosotros lo hizo pecado, para que nosotros fuésemos hechos justicia de Dios en el…”
Tito 3:5 dice que él nos salvó, no por obras de justicia que nosotros hubiéramos hecho, sino por su misericordia, por el lavamiento de la regeneración y por la renovación en el Espíritu santo”

Este fue su plan para tu salvación y la mía…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s