La Palabra de Dios nos enseña lo importante de nacer verdaderamente en el Señor, y lo equivocados que se encuentran muchos en el pueblo del Señor creyendo que realmente han nacido a la vida nueva que el Señor Jesucristo ofrece. Y es por ello que en la iglesia de Cristo hay muchos “convencidos” en cuanto a Dios y su Palabra, pero no convertidos a vivir la vida nueva. Muchos ministros y hermanos han enseñado que lo único que debemos hacer para nacer de nuevo, es únicamente creer a La Palabra escrita. Y amén por ello.
Pero es necesario que entendamos la manera de llegar a convertirnos en verdaderas nuevas criaturas en el Señor. Y este comienzo se presenta únicamente bajo la obra y dirección del Espíritu Santo, ya que La Palabra de Dios sin el mover del Espíritu Santo de Dios, no nos llevaría a la luz y revelación que La Palabra del Señor quiere expresarse en nosotros.

INTRODUCCIÒN
Génesis 1:2-3 “Y la tierra estaba desordenada y vacía, y las tinieblas estaban sobre la faz del abismo, y el Espíritu de Dios se movía sobre la faz de las aguas. Y dijo Dios: Sea la luz; y fue la luz.”
En Génesis 1: 3 La Biblia declara Y dijo Dios: Sea la luz; y fue la luz. Pero antes de manifestarse la luz, el que se manifestaba de parte de Dios era su Santo Espíritu en el mover de las aguas, las cuales sabemos que representan La Palabra de Dios. Por eso se puede llegar a afirmar que el “agua de La Palabra” no basta solamente, si el Espíritu de Dios, no se “mueve” sobre esas “aguas”, para revelarnos la luz de su Palabra.

DESARROLLO
Es aquí donde cobra importancia “El nacer del agua y del Espíritu” pues de no ser así no se puede llegar realmente al Reino de los cielos. Esta revelación se la declaró el Señor Jesús a Nicodemo quien era un destacado religioso y conocedor de La Palabra de Dios ya que era maestro y fariseo.
Juan 3: 1-9 Vs. 3 – 5 “Respondió Jesús y le dijo: En verdad, en verdad te digo que el que no nace de nuevo no puede ver el reino de Dios. 4 Nicodemo le dijo: ¿Cómo puede un hombre nacer siendo ya viejo? ¿Acaso puede entrar por segunda vez en el vientre de su madre y nacer? 5 Jesús respondió: En verdad, en verdad te digo que el que no nace de agua y del Espíritu no puede entrar en el reino de Dios.”
Al igual que Nicodemo, muchos religiosos hay en el pueblo de Cristo que tienen conocimiento de La Palabra y no han nacido de nuevo en el Espíritu, pues todavía están viviendo según la carne y no según el Espíritu. Romanos 8: 9
Juan 3:6-10 “Lo que es nacido de la carne, carne es, y lo que es nacido del Espíritu, espíritu es. 7 No te asombres de que te haya dicho: “Os es necesario nacer de nuevo.” 8 El viento sopla donde quiere, y oyes su sonido,
Pero no sabes de dónde viene ni adónde va; así es todo aquel que es nacido del Espíritu. 9 Respondió Nicodemo y le dijo: ¿Cómo puede ser esto? 10 Jesús respondió y le dijo: Tú eres maestro de Israel, ¿y no entiendes estas cosas?”
Nicodemo era un maestro de La Palabra que representa a un cristiano maduro sólo en el conocimiento de La Palabra, y al igual que Nicodemo hay que aprender que se debe nacer no solamente por el agua de La Palabra, sino también permitir el mover del Espíritu de Dios para la transformación total de nuestras vidas.
Es por eso que cuando el Señor Jesús era tentado por Satanás, el mismo Satanás pudo citar las Escrituras, ya que no podía tener la manifestación de la unción del Espíritu Santo la cual le da vida a La Palabra del Señor. Si se llega a citar La Escritura, sin la unción y la manifestación del Espíritu, se está citando la letra muerta que no produce vida. Recordemos que es El Espíritu Santo el que da vida a La Palabra de Dios.
2/Corintios 3: 6 “el cual asimismo nos hizo ministros competentes de un nuevo pacto, no de la letra, sino del espíritu; porque la letra mata, mas el espíritu vivifica.”
El significado de la palabra letra en el griego en este versículo es: Escrituras. Es por eso que el Apóstol Pablo declaraba que no predicaba el Evangelio sólo con palabras, sino con demostración y Poder del Espíritu. 1/Corintios 2:4-5)
Esto inquieta el saber, que tanto se está moviendo el Espíritu Santo en las aguas de La Palabra, en el diario vivir de nuestras vidas.
La Palabra de Dios habla de Abraham como el padre de multitudes, el cual representa a las multitudes que nacen en Dios, pero tenemos que tener en cuenta que a Abraham le nacieron dos hijos: Ismael e Isaac. Los cuales son figura, de las formas de nacimiento en el Señor, ya que Ismael representa el nacimiento espiritual en la carne, e Isaac representa el nacimiento en el Espíritu de la promesa por La Palabra. Y cuando hablamos de Ismael no queremos decir que el Señor engendre hijos en la carne hablándolo espiritualmente, sino que estos “Ismaelitas” expresan la cuna de su nacimiento en el alma, donde están los deseos de la carne, porque así fue que nació Ismael, en los deseos de la carne, ya que el hijo de la promesa del Espíritu el cual es Isaac, tardaba en nacer, y muchos prefieren crecer bajo el nacimiento de Ismael y no el de Isaac.
Es necesario aclarar que estos dos hijos; Ismael e Isaac, nacieron en el período de la promesa que Jehová Dios le dio a Abraham, ya que después de haber nacido Isaac, al tiempo falleció Sara, y Abraham tomó por mujer a Cetura con la cual tuvo otros seis (6) hijos Génesis 25: 1-2 nacidos también según la carne ya que Dios no le manifestó a Abraham descendencia en los hijos de Cetura, sino en Sara por medio de Isaac
Gálatas 4:28 -29 “Así que, hermanos, nosotros, como Isaac, somos hijos de la promesa. 29 Pero como entonces el que había nacido según la carne perseguía al que había nacido según el Espíritu, así también ahora.”
Aquellos hermanos que representan a Ismael son enemigos de los que nacen según el Espíritu, porque crecen bajo las obras de la carne manifestando todo lo contrario a la voluntad del Espíritu de Dios. Y el Señor nos insta que como niños recién nacidos anhelemos la leche espiritual de La Palabra para desechar y apartarnos totalmente de las obras de la carne.
1/Pedro 2: 1 “Desechando, pues, toda malicia, todo engaño, hipocresía, envidias, y todas las detracciones, (difamación, maledicencia, murmuración) desead, como niños recién nacidos, la leche espiritual no adulterada, para que por ella crezcáis para salvación, si es que habéis gustado la benignidad del Señor.”
Nos urge convencernos en qué tipo de nacimiento espiritual estamos creciendo, si en el de la carne o en el del Espíritu, ya que se puede estar creciendo para condenación y no para salvación. Algunos no comprenden que no es simplemente tener el agua de La Palabra de Dios en nuestra vida espiritual, es necesario el mover del Espíritu Santo en nosotros, para que traiga convicción de pecado y un verdadero espíritu de arrepentimiento.
Juan 16:7-8 “Pero yo os digo la verdad: Os conviene que yo me vaya; porque si no me fuera, el Consolador no vendría a vosotros; mas si me fuere, os lo enviaré. 8 Y cuando él venga, convencerá al mundo de pecado, de justicia y de juicio.”
El Espíritu de Dios ocuparía el lugar de Jesús en la tierra ya que el Señor Jesús fue rechazado, porque a los suyos vino y los suyos no le recibieron, y la función por la cual ha sido enviado el Espíritu Santo, es la de enseñarnos, corregirnos, e instruirnos a toda buena obra. Así que no debemos rechazar al Espíritu de Dios como el pueblo de Israel rechazó a Cristo, ya que esto impide crecer en el nuevo nacimiento del Espíritu. Pues tan importante como es nacer de la Palabra y del Espíritu es crecer bajo este nuevo nacimiento, ya que el crecer habla de madurez, apartándonos de las obras de la carne y de los pecados.
1/Juan 3: 9 “Todo aquel que es nacido de Dios, no practica el pecado, porque la simiente de Dios permanece en él; y no puede pecar, porque es nacido de Dios.”
Aquellos que expresan las obras de la carne por los pecados, la simiente de Dios dejará de estar en ella ya que cambiará de simiente y otro será el padre.
1/Juan 5: 18 “Sabemos que todo aquel que ha nacido de Dios, no practica el pecado, pues Aquel que fue engendrado por Dios le guarda, y el maligno no le toca.”

CONCLUSIÒN

No es suficiente por lo tanto hacer una sencilla oración de fe para alcanzar el Reino de los cielos, si el Espíritu Santo no está presente para otorgar el milagro del nuevo nacimiento. Es por eso que muchos siguen sin ser tocados, ni cambiados a la verdadera nueva vida. Hoy el Espíritu Santo quiere tomar el control total de nuestras vidas para que podamos crecer verdaderamente.

»

  1. oscar pinto dice:

    DIOS LOS BENDIGA CON ESTE STUDIO PUDE SABER CLARA MENTE NACER DE AGUA Y DEL ESPIRITU <<<<<BENDICIONES Y SIGAN DANDONOS MAS DE SU ESFUERZO Y REBELACION

    Me gusta

  2. REINALDO CASTILLO dice:

    MIS AMADOS HERMANOS A UNOS Y A OTROS POR FE…
    EL AGUA SIMBOLIZA A LA PALABRA… Y EL ESPIRITU ES LA PRESENCIA DEL VERBO DIVINO…CUANDO NOS BAUTIZAMOS EN AGUA NOS INTRODUCIMOS TOTALMENTE EN ELLA PERO NO SOMOS DESPOJADOS DE LA CONSCUPICENCIA YA QUE ELLA CONTINUA ACTIVA EN NUESTROS MIEMBROS PORQUE ÉSTA ACCION ES SIMBOLICA …. LO QUE QUIERE DECIR ES QUE CUANDO NOS SUMERJIMOS Y ESCUDRIÑAMOS EN LAS SANTAS ESCRITURAS MINISTRADOS Y GUIADOS POR EL SANTO ESPIRITU DE DIOS ES RECIEN EN ESTOS PRECIOSOS MOMENTOS QUE EXPERIMENTAMOS UN VERDADERO CAMBIO Y NOS PODEMOS ALEJAR DE NUESTRA VIEJA MANERA DE VIVIR PORQUE APRENDEMOS A OBEDECER EN EL ESPIRITU, EMPESAMOS A FLUIR Y A EMANAR COMO RIOS DE AGUA VIVA SIN QUE ALGUIEN NOS IMPONGA NOS NACE UN VIVO DESEO DE ADORACION DE SERVICIO Y EL SACRIFICIO QUE EXPERIMENTAMOS SE CONVIERTE EN GOZO. Juan 16:7-8

    Me gusta

  3. alexi dice:

    hermanos,realmente no comprendo todavia , en que se basan , para explicar que el versiculo juan 3,5 se refiere a escudriñar la palabra (agua)podrian explicarme mas facilmente.?

    Me gusta

  4. dionisio dice:

    hay q nqcer de nuevos y ser ese nuevo hombre creado por dios y morir a viejo hombre dios le bendiga

    Me gusta

  5. alexis dice:

    estoy de acuerdo al significado que le dan a esta enseñanza nacer en agua y en espiritu

    Me gusta

  6. Annie Santiago dice:

    Fui impactada, pues use su estudio para referencia y salí yo edificada y con el conocimiento del verdadero nuevo nacimiento.Amen. Dios les bendiga.

    Me gusta

  7. ARON BAUTISTA dice:

    HOLA ; CUAL ES LA DIFERENCIA ENTRE NACER DE NUEVO ,COMO LE DIJO A NICODEMO . LUEGO ALGO MÁS PROFUNDO ,EL QUE NO NACE DEL AGUA Y DEL ESPÍRITU NO PUEDE ENTRAR , EN EL PRIMERO DICE NO PUEDE VER , EN EL SEGUNDO DICE NO PUEDE ENTRAR; GRACIAS :

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s